Aquí empieza tu camino

Curso clave del éxito para frenar tu ansiedad

Aquí encontrarás:

  1. Bienvenida (audio)
  2. Consejos para la práctica (audio)
  3. Clase de movimiento consciente (audio)
  4. Practica de atención al cuerpo para tu día a día (documento pdf)
  5. Practica de atención dirigida al cuerpo y a la mente para tu día a día (documento pdf)

Escucha las grabaciones en el orden en que se te presentan.
Dedícale un tiempo en el puedas estar tranquila sin que nadie ni nada te moleste.
Habilita un espacio acogedor y tranquilo para tu practica diaria, te recomiendo que sea siempre el
mismo.
La clase de movimiento y las practicas de atención repítelas cada día. Así es como se entrena.
Las repeticiones van abriendo camino hacia la calma.
Coloca una colchoneta o alfombra, ropa cómoda, descálzate usando calcetines.
La clase de movimiento hazla siguiendo estos principios, son fundamentales para que alcances tu
calma:

➔ Ve lento y suave. Para que puedas prestar atención a lo que haces y tu sistema nervioso baje
de las revoluciones en las que está.
➔ Presta atención a lo que haces. Lo importante no es el movimiento si no que puedas
mantener tu atención en el cuerpo, en lo que vas sintiendo a la vez que te mueves así es como
vas afinando tu sistema nervioso.
➔ Mantente en el aquí y ahora. La atención es lo más importante en el entrenamiento, mantente
en el aquí y ahora, sintiendo tu cuerpo. Así es como te entrenas para vivir en el presente.
➔ Respeta tu límite, no vayas al máximo de tu movimiento.
➔ Emplea la fuerza justa para cada movimiento, no fuerces. Cuando fuerzas están proyectando
más tensión a tu cuerpo
➔ Haz las pausas que necesites. Siéntete cómoda.
➔ Trátate con respeto. Durante las clases sé amable contigo mismo. Si algo no te sale o te
cuesta, no te juzgues, acéptalo y vas a ver que a lo largo del curso vas a mejorar. Trata a tu
cuerpo, que es tratarte a ti mismo, con amor y con respeto.
➔ No te presiones, ve a tu ritmo y vas a obtener grandes beneficios.
➔ Disfruta de lo que haces.

IMPORTANTE

que te involucres, comprometas y formes parte activa del entrenamiento diario. La clase es muy simple, pero poderosa, así que puede ser que sientas resistencia y no la quieras hacer. Esa resistencia puede que te digas: “esto no sirve” “esto ya lo hice” “es una tontería” “es muy fácil”. Todos estos pensamientos te impiden alcanzar tu meta.

Cuando te aparezcan está bien que te des cuenta de lo que dice tu mente, como te sabotea y dejando a un lado estos pensamientos céntrate en tu objetivo y pasa a la acción.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar preferencia de Cookies
Privacidad